Hot! Crónicas desde la audiencia /// Día 14, los testimonios llegan a su fin

Para la audiencia número catorce del juicio, se esperaba que prestaran testimonio los últimos tres citados, sin embargo, uno de ellos no se presentó aduciendo problemas de salud.

En una audiencia de cuatro horas y dos prolongados cuartos intermedios, llegaron al final del debate. Prestaron declaración Fabricio Ramón Cuevas y Héctor Oscar Minnucci, ambos citados porla Fiscalía.

Fabricio Ramón Cuevas

El primer testigo declaró al rededor de una hora, en una declaración que fue interrumpida por un cuarto intermedio, a causa de contradicciones que irían surgiendo a lo largo de su relato, en relación a lo que él mismo había declarado meses antes en la Fiscalía del Dr. Matheu para la causa madre.

Según afirmó Cuevas, vivió en el terreno que colinda con el barrio y con el campo del señor Parra. Los dueños de esas tierras, el señor Pati, se lo había prestado a su familia a cambio de que ellos cuidaran el lugar. Contó además, que esas tierras eran trabajadas y que Parra fue uno de los que allí cosechaba soja.

Refiriéndose a esto, el Fiscal le consultó a cerca de las fumigaciones. El testigo contó que se fumigaba con una máquina mosquito que a veces manejaba el productor y otras veces el hijo. Además, dijo que esta plantación llegaba hasta la vereda pero no especificó el año.

Luego de ubicar en el mapa del barrio la casa donde vivía, el campo del señor Parra y del señor Gabrielli, el Fiscal Novillo procedió a preguntarle por las fumigaciones aéreas. El testigo dijo que no había visto aviones fumigando por la zona.

Al oir la respuesta, al Fiscal le dijo al Presidente del Tribunal que la declaración era contradictoria con la que había prestado meses atrás enla Fiscalía del Dr. Matheu en la que, según su palabras, había visto aviones fumigando en las cercanías de su casa. En ese momento, el Dr. Matínez expresó su acuerdo con el Fiscal y los abogados dela Defensa su desacuerdo. Explicaron los motivos,  y entre éstos, adujeron que no sería contradicción en relación a esta causa sino con la causa madre. En torno a este tema, las partes siguieron dando argumentos del porqué incorporar esta prueba como contradictoria o no.

La decisión del Presidente del Tribunal, fue que esperarían a que el Cuevas terminara de testificar y puego decidirían qué hacer.

Seguidamente, la Dra. Cordi, volvió sobre la declaración de Cuevas y le pidió que aclarara las fechas en las que había vivido en el barrio y en las que había declarado ver las fumigaciones ya que, a lo largo de su testimonio no había sido claro. El testigo le dijo que no recordaba las fechas “es que no me acuerdo bien, yo me fui hace mucho. Yo me fui hace 12 años mas o menos” afirmó. ¿Cuándo vio que fumigaban?” repreguntó la doctora, “No me acuerdo” insistió el testigo.

En el turno del otro integrante del Tribunal, el Dr. Capdevilla, también volviendo sobre los dichos del testigo, le consultó a cerca de la salud su hija. El Sr. Cuevas dijo “mi nena vivía ahí con nosotros y nunca le pasó nada, fumigaban y todo pero no le pasaba nada.”.

Repondiendo a las preguntas del Tribunal, Cuevas dijo que a su hija nunca le habían hecho estudios porque nunca le había pasado nada. Además, dijo que sabe que ha habido casos de muerte por la fumigación pero que el no conocía a ninguno, “ni siquiera sé quienes son los que han muerto” aseveró.

En relación a las plantaciones en las tierras de la familia Pati, el testigo contó que lo habían dejado de plantar cuando nació su hija (hoy tiene 13 años), pero que no puede recordar fechas exactas ya que no estaba interesado por la problemática.

Alrededor de las 11: 30 horas, el Tribunal pidió cuarto intermedio para decidir qué harían con el testimonio de Cuevas, si sería tomado como testimonio contradictorio o no.

Una hora y media más tarde, regresó el Tribunal y dijo que a fines de las contradicciones que marcó la Fiscalía se iba a incorporar el testimonio, dejando las casaciones al respecto.

A pedido del Presidente el Tribunal, el Fiscal Novillo marcó las contradicciones en las diferentes fojas del expediente y las leyó para los presentes, “Antes dijo que estando de visita en la casa de su madre, había presenciado que las avionetas fumigaban el campo y se sentía el olor a plaguicida” dijo el Fiscal y luego siguió dando ejemplos sobre las contradicciones que había encontrado en este nuevo testimonio del Sr. Cuevas.

Héctor Oscar Minnucci

El turno del segundo testigo fue pasada la 1 de la tarde. El Sr. Minnucci es vecino de Parra, según afirmó, vive a 2 kilómetrosde los campos del imputado. Además, dijo reconocer a Gabrielli como el dueño del otro campo “tiene el campo mas adelante de donde estoy yo” explicó.

Respondiendo a las preguntas del Fiscal, contó que vive en el barrio hace más de una década. Trató de recordar lo que sucedió en febrero de 2004 cuando él realizó una denuncia por fumigación y dijo: “Lo que me acuerdo es era un día a la tarde, no recuerdo bien el horario. Nosotros teníamos dos o tres vacas yo estaba sacando leche para nosotros y en el campo del lado estaban fumigando con una avioneta. El campo queda a 130 o 135 metros del mío. Me parece que había una brisa del sur que hacía que llegara el líquido a nuestro campo”. Si bien aclaró que no veía el líquido, aseveró que lo podía percibir por el olor.

Siguió con su testimonio “La avioneta fumigó hasta que terminó con todo el campo. Le saqué las letras de la avioneta (…) estaba a unos 20 o 25 metros, nos asustaba los animales (…) En lugar de pasar de norte a sur, podrían haberlo hecho de este a oeste para que no nos llegara”, explicó el vecino.

“¿Cuántas veces lo vio pasar?” preguntó Novillo, “Unas diez veces seguro, ese campo debe tener 380 metros por no se bien cuantos. Deben ser 30 hectáreas” respondió Minnucci.

Si bien dijo que no recordaba detalles de la avioneta, el testigo afirmó que era de un color entre amarillo y anaranjado.

Cuando el Fiscal le preguntó si realizó la denuncia el mismo día que vio las avionetas, el testigo contó: “Nosotros no íbamos a hacer la denuncia, pero a la otra mañana uno de mis chicos se levantó mal (es alérgico), entonces mi señora lo llevó al dispensario de barrio Ituzaingó, que es lo que queda mas cerca. Lo revisaron y ahí salió el tema de la fumigación, el médico y la enfermera le dijeron que era muy malo, que había que hacer la denuncia. Ahí se puso en contactola Sra. Gatica”.

Y siguió con su relato “Esa tarde o al otro día, fuimos a hacer la denuncia a Empalme y prácticamente no la querían tomar, porque no sabían como tomarla. Hicimos la denuncia ahí”.

El Fiscal Novillo le leyó al testigo la matrícula de la avioneta que figura en la denuncia de 2004, LV-AXC. El testigo agregó que es fácil ver esas letras ya que la avioneta pasaba bajo y muy cerca. Además, dijo que las vio en una de las alas y que luego de que pasara sintió ardor en la garganta, en los ojos, dolor de cabeza y un malestar general. Según explicó, estos eran los síntomas comunes tras la aplicación de los plaguicidas.

Incorporación de pruebas

Una vez finalizado el testimonio del Sr. Minnucci, el abogado de la defensa, el Dr Pérez Moreno, pidió incorporar un expediente del Ministerio de Agricultura que, según explicó, es similar al de la instrucción pero está completo. Las partes aceptaron y se incorporó esta nueva prueba.

El Dr. Aráoz, solicitó entonces incorporar el informe del Hospital de Registro de Tumores del que anteriormente había hablado la Dra.Graciela Nicolás con copias certificadas y firmadas por ella. Nuevamente las partes concuerdan con la incorporación.

A su turno, el Fiscal Novillo requirió que, salvo la prueba testimonial, se incorporara todo el expediente que consiste en los estudios dela Dra.Nazeta, los del Ceprocor, los de Universidad Nacional y una serie de estudios epidemiológicos, ambientales y químicos de varias instituciones. Frente a este pedido, el abogado de la defensa Dr. Aráoz, dijo: “en este momento no podemos sumar todo un expediente nuevo en forma genérica, ya que no tendremos tiempo de valorar el material. Atenta contra el derecho de una defensa real y contra los derechos de mi cliente. Además, me reservo el derecho de casación”.

Por su parte, el Dr. Pérez Moreno acordó con su colega de la defensa, “Avalo y hago mías las palabras del Dr. Aráoz” dijo.

Seguidamente, el Fiscal Novillo explicó: “Estas no son pruebas nuevas, son de antes. Lo que mas le interesa a la Fiscalía son los estudios técnicos sobre todo el informe dela Facultad de Ingeniería de la UNC. Loque mas nos interesa es la situación médica, química”.

El Tribunal decidió entrar nuevamente en cuarto intermedio a fin de decidir qué hacer con esta prueba. Luego de 20 minutos regresaron. El Presidente del Tribunal leyó el decreto en el que se habla del inicio del juicio y concluyó que esta prueba está dentro de las aceptadas hasta el 26 de abril, por lo tanto no da lugar a la oposición de la Defensa.

Alrededor de las 15 horas, la audiencia llegaba a su fin. Las conclusiones serán el martes de la semana que viene -7 de agosto- a las 9:30 horas.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *